Nacional

Clase media en México enfrenta un reto: OCDE

De acuerdo con el reciente informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), la clase media en México es menor al nivel promedio, lo cual figura un reto para su economía.

En el informe “Bajo presión: la reducción de la clase media”, la OCDE informa que en promedio 61 por ciento de la población en el organismo internacional se encuentra en este grupo de ingreso, mientras que en México es 45 por ciento.

La OCDE reporta que en México el 48 por ciento de los Baby Boomers formaba parte de la clase media cuanto tenían 20 años, 46 por ciento en la Generación X y 47 por ciento en los Millennials, lo que muestra que este grupo de ingresos se ha mantenido relativamente estable.

El estudio explica que la clase media mexicana está cada vez más altamente calificada, con casi 20 por ciento de los trabajadores con ingresos medios altamente calificados ocupando un puesto de trabajo.

Los gastos en vivienda absorben una proporción más pequeña del presupuesto de la clase media en México del 22 por ciento, que el promedio de la OCDE del 32 por ciento.

 

La OCDE considera en su nuevo informe que los gobiernos tienen que hacer más esfuerzos para apoyar a los hogares de clase media, con dificultades para mantener su peso económico y estilo de vida, debido a que el estancamiento de sus salarios no les permite seguir el ritmo del aumento de los costos de la vivienda y la educación.

El reporte refiere que, entre los países de la OCDE el costo del estilo de vida de la clase media ha aumentado con mayor rapidez que la inflación.

La vivienda, por ejemplo, representa el mayor gasto para los hogares de ingreso medio, y supone alrededor de un tercio del ingreso disponible, frente a una cuarta parte en los años 90, y los precios de la vivienda han aumentado tres veces más rápido que el ingreso mediano de los hogares durante las dos últimas décadas.

Más de uno de cada cinco hogares de ingreso medio gasta más de lo que gana, y su sobreendeudamiento es superior al de los hogares tanto de bajos como de altos ingresos.

Además, las perspectivas del mercado laboral son cada vez más inciertas: uno de cada seis trabajadores de ingreso medio ocupa un empleo con alto riesgo de automatización, frente a uno de cada cinco trabajadores de bajos ingresos y uno de cada diez de altos ingresos.

Plantea además que debe ampliarse la cobertura del seguro social y de la negociación colectiva entre los trabajadores atípicos, como son los empleados a tiempo parcial o temporales y los trabajadores por cuenta propia.

Deja un comentario

Back to top button
error: Content is protected !!